Heiker Meneses elevó el grito y Tiburones dejó en el terreno a la Nave

 

Nadaron contra la olas que creaban los Navegantes durante el cerrado encuentro, pero al aprovecharse de los errores defensivos de uno de los triupulantes, los Tiburones de La Guaira gritaron «los dejamos» al derrotar 5 a 4 al Magallanes, en el estadio Universitario.

Primero Teodoro Martínez empató el encuentro 4-4 en el séptimo capítulo, con triple barre bases de dos carreras, allí empezó el aleteo con fuerza para evitar la derrota en casa, luego Heiker Meneses se vistió de héroe para sentenciar el compromiso con sencillo al jardín central, que el corredor Luis Mendez aprovechó para pisar el home.

Heiker Meneses pegó el hit ganador ante Navegantes del magallanes. Foto: AVS Photoreport

«Este equipo está motivo y es gracias a lo que ha hecho el mánager Oswaldo Guillén con nosotros», aseguró el mirandino al finalizar el encuentro. «Salí a buscar los envíos que dejara en la zona el pitcher (Deolis Guerra), ya lo había enfrentado antes y sabía como batearle y se dio».

El duelo no fue color de rosa para los escualos que debieron salir de abajo, para tumbar la nave. El careta Rene Pinto sonó poderoso batazo de gradas en el segundo tramo, que cayó en los escalones del jardín izquierdo, allí anotaron Moises Gómez y Alberth Martínez, después comenzó el despertar del tiburón.

Los salados respondieron en el mismo segundo episodio con rodado de out de Juan Apodaca, que aunque fue una doble matanza, fue suficiente para enviar a Dioner Navarro anotar desde la antesala.

Apodaca se encargaría de volver a fabricar las anotaciones que redujeran la diferencia en la pizarra, y con bases llenas, negoció boleto para que Navarro pisara el plato de caballito.

En el séptimo se pondría al rojo vivo las acciones del encuentro. Delmon Young colocó la cuarta carrera de los turcos en el marcador al aceptar las cuatro malas del relevista Jhoan Quijada, que no pudo detener la presencias en las almohadillas, tras la fallida salida del domincano Huascar Brazoban, luego el boleto de Kevin Canelón y además, la expulsión del estratega del conjunto litoralense, Oswaldo Guillén.

Yeison Asenscio protagonizó una complicada jugada en el noveno episodio. Foto AVS Photoreport

Con el juego 4 a 2, llegó el tribey de Martínez, para limpiar las bases y empatar el juego. Sin embargo, todo fue posible por el pecado cometido por el antesalista Ronny Cedeño, quien no pudo sacar de out al quisueyano Yeison Asencio.

Llegó el noveno y esperanzado fin del juego, en el que la samba y sus fanáticos gritaban «Si se puede. Los dejamos». No se equivocaron, cosa que el antesalista de los filibusteros si pudo evitar. Dos errores en el fildeo en la linea caliente permitieron a los escualos montar la fiesta. Primero Asencio se embasó hasta la segunda almohadilla con batazo que no pudo detener Cedeño. Posteriormente un mal corrido de bases del importado y un certero misil enviado por el jardinero izquierdo, Moises Gómez, evitó que la celebración llegara antes.

Deolis Guerra otorgó pasaporte al menor de los «Café», Navarro llega a la inicial con el segundo pecado de Cedeño en el mismo inning y Meneses bajó el telón con sencillo al lado izquierdo para sentenciar el cotejo.

Gregory Infante salió victorioso y evitó la ofensiva turca. Foto: AVS Photoreport

Gregory infante triunfó y Guerra cargó con el revés.

 

Por: Pedro Felipe Hernández /@pedrobutters

Fotos: AVS Photoreport

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.