Caribes invocó una lluvia de batazos y le igualó la serie a Magallanes

El equipo Caribes de Anzoátegui volvió a exhibir su capacidad de reacción y amparado en una lluvia de batazos en la segunda mitad del juego, batieron a los Navegantes del Magallanes 8 a 2 para de esta manera equiparar la serie de postemporada a dos juegos por bando.

Un total de 13 imparables consiguió la ofensiva de los aborígenes, incluidos un par de cuadrangulares, para hacerle probar un poco de su propia medicina a la escuadra bucanera que fue un vendaval en los dos primero desafíos de la postemporada, pero que en Puerto La Cruz se ha visto diezmada.

Rafael Ortega resaltó sobre el resto de sus compañeros paleadores al conseguir dos remolcadas, una de ellas producto de un cuadrangular solitario en el quinto inning con el que igualó las acciones a dos rayitas después de que Magallanes había fabricado una carrera en los episodios tres y cuatro, respectivamente.

El batazo de “Balita” solo marcó el camino hacia la redención de Caribes, que en el sexto tomaría la delantera tras el primer vuelacercas de la postemporada del campocorto grandeliga Orlando Arcia sin compañeros en circulación.

Fue ese estacazo el que trastocó los planes del pitcheo magallanero, sobre todo con su abridor, el mexicano Rolando Valdez, que hasta ese punto del juego estaba teniendo una presentación más que aceptable, su primera de la instancia con los navieros.

Para mala fortuna del azteca, sus compañeros relevistas hicieron aguas en la parte baja de la séptima entrada al permitir hasta cuatro rayitas que le pusieron cifras definitivas al partido. En el rally, destacó una vez más la experiencia de Luis Jiménez con un sencillo que empujó una rayita.

Tomás Telis, héroe del triunfo del domingo, sacó a relucir una vez más su clase que lo acreditan como un integrante de las Grandes Ligas y con un doblete  impulsor terminó de zancadillear a los tripulantes de la nave turca.

Excelsa labor monticular

Daryl Thompson, importado e iniciador de Caribes, no tuvo una actuación excepcional, aunque si una de calidad, suficiente para acreditarse el triunfo después de trabajar cinco episodios de solo tres imparables y dos anotaciones en contra, amén de haber regalado dos boletos y ponchado a cuatro.

El cuerpo de relevo del manager Omar López avaló por completo la salida del estadounidense y en cuatro innings completos, ejercieron un completo dominio sobre la temible toletería magallanera; a tal punto, que solo permitieron un imparable y otorgaron un pasaporte a la inicial.

Por la tropa valenciana nada más pudo rendir dividendos el campocorto Andrés Eloy Blanco, autor de las únicas dos anotaciones de su equipo en la noche oriental. Delmon Young, por su parte, tuvo una noche para el olvido tras finalizar en blanco luego de cuatro visitas legales al plato con tres ponches recibidos.

Por: Rayner Rico / @raynerrico29

Foto: Prensa Caribes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.