Guillermo Moscoso se lució y los Tigres evitaron su extinción

Otro gran trabajo monticular de Guillermo Moscoso, aunado al oportunismo de la ofensiva, ayudaron a que los Tigres de Aragua sigan con vida en su serie de postemporada contra los Leones del Caracas al derrotarlos este jueves 4 a 1 en el estadio José Pérez Colmenares de Maracay.

Moscoso sacó su casta de as en la rotación de Oscar Salazar para ejercer completo dominio sobre la difícil toletería melenuda, que solo pudo conectarle un trío de imparables y solo uno de ellos fue de más de una almohadilla.

Con diferencia al primer desafío de la confrontación particular, las bases por bolas no fueron un problema para el derecho que debutó en la LVBP precisamente con el uniforme de los Leones. De hecho, ni siquiera regaló un boleto al tiempo que retiró a tres por la vía del ponche en las seis entradas completas que se mantuvo sobre el morrito.

La labor de Moscoso quizás se hubiese convertido en una más de las decenas que acumula de este tipo en la liga, de no haber sido por la conveniente intervención de sus compañeros bateadores, que si bien no fueron contundentes, le ocasionaron daños suficientes a los lanzadores capitalinos.

Cambios para bien

Al Cachi le surtió efecto en este quinto compromiso el cambio drástico que realizó en su alineación titular. Colocó a Gabriel Noriega como segundo bate en detrimento del apagado Carlos Tocci; subió a Henry “Pollito” Rodríguez al cuarto puesto escoltado por el ambidiestro Anthony Santander, que a su vez tomó el lugar de Jesús Aguilar, relegado al sexto recuadro.

Precisamente Santander y Aguilar se acoplaron rápidamente a su nuevo rol ofensivo y destacaron al despachar cada uno un cuadrangular solitario. El del joven jardinero inauguró la pizarra en el segundo inning; mientras que el inicialista puso la guinda y fulminó las esperanzas caraquistas con su estacazo en la baja del octavo capítulo.

El Pollito Rodríguez también volvió a ser importante. Aunque no consiguió volarse la barda, prolongó su arrollador momento y registró su cuarto doble de la postemporada, además de su séptima rayita empujada de la contienda. Dejó su average en .500 y su porcentaje de slugging en .1331, ambas cifras las mejores de la etapa.

Sin consecuencias

Los Leones, tras la salida del morrito de Guillermo Moscoso tuvieron una amenaza frente al relevista tigrero Ismael Guillón. En la séptima entrada pisaron el plato en una ocasión, pero se quedaron cortos ante la entrada del mexicano José López, quien rescató a Guillón dominando a los dos bateadores que enfrentó.

El resto de los integrantes del bullpen aragüeño cumplieron con el mandado. El joven Alexis Tapia a pesar de recibir dos imparables retiró el octavo si mayores aspavientos; mientras que Jean Machí se enfrentó a cuatro rivales, permitió un hit y ponchó a uno para adjudicarse su segundo rescate de los playoffs.

 Los Tigres y los Leones regresan a Caracas para este jueves medirse en el sexto desafío de la serie que podría ser clave en las aspiraciones de los visitantes y no menos importante para los locales, que buscan su cupo directo en las semifinales.

Por: Rayner Rico / @raynerrico29

Foto: Prensa Tigres

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.