Wilfredo Boscán y los Cardenales maniataron a los Leñadores cubanos

Para un equipo siempre resulta imperioso conseguir la mayor cantidad de victorias lo más pronto posible si se trata de un torneo corto y eso es lo que han logrado los Cardenales de Lara en la actual Serie del Caribe 2019 que se disputa en Panamá.

La escuadra representante de Venezuela celebró este miércoles por segunda vez en la contienda continental después de derrotar por un ajustado 1 a 0 a los cubanos Leñadores de Las Tunas y quedaron como líderes en solitario del Grupo A, en el que también aparece los Charros de Jalisco de México.

Sin ninguna sorpresa, fue el pitcheo nuevamente el que guió a los pájaros rojos contra los isleños, quienes se vieron maniatados casi en su totalidad por el abridor Wilfredo Boscán.

El zuliano, que acudió a la cita en condición de refuerzo, demostró que su campaña en la LVBP no fue un golpe de suerte y se lució sobre el morrito del estadio Rod Carew; de tal manera, que en 6.1 episodios que lanzó no permitió carreras y toleró solo tres imparables. Aunque su dominio se reflejó más en el hecho de que retiró a los últimos 12 bateadores que enfrentó y a 14 de los últimos 15. Para su infortunio no pudo adjudicarse la decisión ganadora porque al momento de su salida los Cardenales tampoco habían podido fabricar anotaciones.

Los relevistas Raúl Rivero, Ricardo Gómez y Pedro Rodríguez tampoco defraudaron al manager José Moreno y se encargaron de retirar los últimos 2.2 innings sin aspavientos. Para Rodríguez, quien laboró en el noveno acto, fue su primer rescate del certamen.

Suficiente

A la ofensiva larense le costó también descifrar a los lanzadores leñadores; de hecho, la única rayita del partido la fabricaron sin conectar hit alguno.

En el séptimo alto Rangel Ravelo se embasó por error, Luis Jiménez recibió boleto para que Juniel Querecuto se sacrificara y avanzara ambos corredores. Le tocó el turno al dominicano Alejandro De Aza que con un fly largo al jardinero derecho llevó hasta el plato a Ravelo con la carrera de la diferencia.

Los Cardenales, cuyo staff de lanzadores no ha admitido anotaciones lícitas en territorio centroamericano, se medirán este jueves por segunda ocasión a los Charros y Yohan Pino será el encargado de subir al montículo para hacer realizar la apertura de un juego que luce como decisivo en las aspiraciones de acceder a la gran final.

Por: Rayner Rico / @raynerrico29

Foto Prensa Cardenales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.