Dodgers se metió en la historia de los Opening Day a punta de jonrones

No fue uno, ni fueron dos, fueron ocho los batazos de vuelta completa que los Dodgers de Los Ángeles dispararon en el juego inaugural y en el que derrotaron 12 a 5 a los Cascabeles de Arizona en el Dogder Stadium.

El equipo californiano se metió en los libros de récords de la MLB, al conectar la mayor cantidad de cuadrangulares en una jornada inaugural y dejaron atrás a los Medias Blancas de Chicago, quienes conectaron seis en un Opening Day el 29 de marzo de 2018.

Los bomabazos comenzaron en el segundo inning con el jonrón de dos carreras de Joc Pederson. Luego en el cuarto se juntaron Enrique “Kike” Hernández, Austin Barnes y Corey Seager para soltar cada uno un vuelacercas en la misma entrada.

Después en el sexto Pederson la volvió a desaparecer con Hernández a bordo y ya sumaban cinco en el juego. Para que, en el séptimo, Max Muncy, Cody Bellinger y nuevamente “KiKe” Hernández se fueran a la calle, para llegar a ocho batazos de vuelta completa en el registro.

Muchos equipos han logrado soltar en total cinco jonrones en el primer juego de campaña, pero solo dos habían disparado seis en un juego, los mencionado patiblancos en la pasada zafra y los Mets de Nueva York del 4 de abril de 1988. Ahora la historia quedó escrita por los Dodgers, a esperar cuál organización tumbarán esos ocho que contabilizaron este 2019.

No obstante, los Dodgers empataron la marca de ocho cuadrangulares en un mismo juego que lograron el 23 de mayo de 2002 los Angelinos de Los Ángeles de Anahéim ante los Cerveceros de Milwaukee, aunque este no fue en un duelo inaugural.

Por: Pedro Felipe Hernández / @pfhernandez7

Foto: @dodgers

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.