Kurt Suzuki celebra con Trea Turner luego de conectar jonrón en el séptimo inning del segundo juego de la Serie Mundial. 23 de octubtre de 2019. Foto: AP:

Por Daniel Álvarez / @DanielAlvarezEE

Muy pocos pensamos que la Serie Mundial podía ir con ventaja de 2-0 a favor de los Nacionales de Washington a la capital de los Estados Unidos. Pero este equipo de Dave Martínez, que ha derribado varias barreras a lo largo de esta temporada, se encargó una vez más de dejar mal a todos los que pronosticamos un resultado distinto al que se dio.

Los Nacionales aprovecharon los errores poco comunes de unos Astros que han sido el mejor club del 2019 en cuanto a récord, para crear un rally que abriera el marcador y así asegurar la ventaja en el Clásico de Otoño.

Un juego que termina con una paliza, pero que empezó con un duelo de pitcheo formidable entre dos «aces» se vieron en control de la situación luego de haberse complicado en la primera entrada.

Stephen Strasburg, quien se llevó su primer triunfo en esta instancia, lanzó 6 innings en los que permitió 2 carreras limpias, recibió 7 imparables, otorgó un par de boletos y abanicó a 7 toleteros de los Astros. El derecho trabajó principalmente con su recta de dos costuras, combinado con su gran cambio de velocidad y poderoso lanzamiento quebreado para mantener a raya a los bateadores siderales.

Por el lado de los Astros, Justin Verlander cargó con la derrota a pesar de haber conseguido una sólida actuación de 6 capítulos con 4 carreras limpias y 6 ponches.

Verlander, quien se convirtió en el lanzador con más ponches en la historia de la postemporada, suma ahora 5 derrotas en 4 Series Mundiales en las que ha participado, dejando efectividad de 5.73 en 33 innings de labor.

En la alineación de Washington, luego de haberse ponchado en 3 oportunidades, Asdrubal Cabrera respondió con dos imparables y 3 remolcadas. «Después de los últimos dos ponches fui a la jaula de bateo a hacer unos swings para dejar llegar la pelota un poquito más y poder hacer el ajuste». dijo el camarero de Puerto La Cruz, estado Anzoátegui.

Kurt Suzuki comenzó la séptima entrada con un cuadrangular solitario, convirtiéndose así en el primer jugador oriundo de Hawuaii con jonrón en una Serie Mundial.

Para el tercero de la Serie, los Nacionales anunciaron a Aníbal Sánchez como su abridor. Enfrentará a Zack Greinke, quien tiene una gran responsabilidad sobre sus hombros. «Sí, es la salida más importante de mi carrera. Es una oportunidad que uno como jugador aclama y Dios ahora me la ha dado, la tengo ahora en mis manos y debo aprovecharla al máximo». Comentó el aragueño de 35 años de edad, quien en su última aparición lanzó 7 episodios y 2 tercios sin hit.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.