Yankees tienen mucho por hacer y Gary Sánchez es una de esas materias pendientes

Los Yankees de Nueva York se han mantenido en gran medida junto al receptor Gary Sánchez durante lo que ha sido una carrera de altibajos. Pero es posible que eso cambie antes de la próxima temporada.

Pedro Felipe Hernández / @pfhernandez7

Cuando se le preguntó el miércoles sobre el estado de Sánchez, el gerente general Brian Cashman no estaba dispuesto a comprometerse con él como el receptor número uno del equipo en el futuro.

Cashman le contó a Bryan Hoch de MLB.com que es «ciertamente una pregunta justa» si Sánchez seguirá siendo el principal respaldo de los Yankees. Los Yankees planean evaluar la posición durante la temporada baja.

Sánchez comenzó su carrera con una llamativa en 2016, conectando 20 jonrones y bateando .299 en 229 apariciones en el plato, pero su ofensiva y defensiva han sido inconsistentes desde entonces. El dominicano fue un receptor de grandes hits en 2019, pero el jugador de 27 años cayó a un average de .147 con 10 jonrones en 178 visitas al plato durante la temporada regular pasada.

Aunque es un registro negativo, también lideró la Liga Americana en passed ball. Aunque consiguió un respetable 27 por ciento de retirar corredores en intento de robos de bases, eso no limpia su mal manejo de la mascota.

¿Realmuto por Sánchez?

Si bien los Yankees pueden estar molestos con Sánchez, a quien sentaron en los playoffs en múltiples ocasiones, las alternativas no son fáciles de encontrar.

JT Realmuto representaría una mejora y un gran impacto en el mercado abierto, pero el único receptor de calibre inicial disponible después de él en la agencia libre sería James McCann. Los Yankees tienen a Kyle Higashioka, el receptor personal del as Gerrit Cole, en su lista, pero no ha demostrado que sea capaz de desempeñar un papel todos los días. Por lo tanto, salvo una firma de Realmuto de más de 100 millones de Dólares, no sería una sorpresa ver a los Yankees mantener a Sánchez en su lista para 2021 en su segundo año de elegibilidad para arbitraje.

La temporada 2020 de pesadilla de Gary Sánchez lo ha convertido en un signo de interrogación para los Yankees, y los Bombarderos del Bronx al menos consideraron pasar página a principios de este año.

Según Mark Feinsand de MLB.com, “los Yankees estaban abiertos a la idea de cambiar” a Sánchez en agosto antes de la fecha límite de cambios. Teniendo en cuenta lo inflexible que ha sido el gerente general Brian Cashman acerca de que Sánchez no fue un candidato de intercambio en el pasado, esto parece un cambio de pensamiento digno de mención, aunque no inesperado considerando lo mucho que el dominicano luchó esta temporada.

Firmar a Realmuto sería la forma más grande posible de mejorar como receptor, pero no está claro si los Yankees están dispuestos (o pueden) hacer otro gran gasto a raíz de las importantes pérdidas de ingresos de 2020.

El poder de Gary Sánchez era la carta de presentación, pero con ese aspecto desapareciendo y su innegable vulnerabilidad detrás del plato, es muy posible que “El Kraken” sea imprescindible en Nueva York.

Otras materias pendientes

«Nuestro objetivo es ganar una Serie Mundial», dijo Aaron Boone, quien fue confirmado para continuar en el mando para el 2021. “Eso es de lo que sentimos que somos capaces. Aún no hemos llegado allí. Creo en mi corazón que lo haremos. Tenemos que seguir trabajando en ello».

Es cierto, los Yankees deben estudiar lo que hace falta para llegar allí. El bateo estuvo muy soberbio, a pesar de las lesiones. Cuidar la salud de los jugadores es algo sumamente importante. Por dos años seguidos han tenido la mayor cantidad de jugadores en lista de lesionados. El cuerpo médico debe mejorar.

El otro punto por asegurar es firmar lo mejor que esté en sus manos y DJ LeMahieu es la prioridad.

DJ LeMahieu es casi seguro que la situación principal discutida cuando los Yankees delineen su plan de reuniones de fin de temporada. El infielder ha sido un jugador de calibre MVP desde que firmó con Nueva York antes de la temporada 2019, proporcionando un valor increíble en un pacto de dos años y 24 millones de Dólares que se ubica entre los mejores movimientos del gerente general Brian Cashman en la memoria reciente.

Por esa razón deben volver a contratarlo y “amarrarlo”. Luego decidir que pasará con el zurdo James Paxton y el veterano japonés Masahiro Tanaka. ¿Cuál será la rotación detrás de Cole?, el panorama es incierto. J.A Happ, Luis Severino y Tanaka ya no son garantía. Antes de llegar a 2021 debe haber un nuevo cuerpo de abridores o la campaña será lo mismo de años anteriores (Una gran incógnita).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.