Kevin Cash, el villano que puede ser “Manager del año”

Oct 25, 2020; Arlington, Texas, USA; Tampa Bay Rays manager Kevin Cash (16) jogs off the field after a pitching change against the Los Angeles Dodgers during the sixth inning during game five of the 2020 World Series at Globe Life Field. The Los Angeles Dodgers won 4-2. Mandatory Credit: Tim Heitman-USA TODAY Sports

Por Mari Montes / @porlagoma.

A esta hora ya se ha dicho bastante de los Campeones Dodgers de Los Ángeles. En un análisis simple, ganaron porque fueron superiores.

Pero estas líneas son para comentar del perdedor. Últimamente se ha impuesto en algunos la costumbre de descalificar al ganador, destacando los errores del vencido. Se lee con demasiada frecuencia que un manager “regaló un juego”, así como en estas horas: “Kevin Cash regaló la Serie Mundial al sacar a Snell”.

Desde ese sexto inning se inició el debate en las redes. Unos con argumentos, otros con ofensas y palabrotas.

Lo cierto es que la decisión de sacar a Blake Snell fue desconcertante. El lanzador tenía 73 pitcheos y se mostraba dominante. Solo 2 hits, incluido el que detonó su salida. Había retirado a 9 bateadores por la vía del ponche. Salió gesticulando y murmurando, evidenciando su molestia, estaba seguro de que podía seguir amarrando los bates contrarios, Cash estaba seguro de que ya era suficiente y confió en Nick Anderson. Salió mal y vino la remontada.

Kevin Cash, manager de los Rays de Tampa Bay sacando del juego seis de la Serie Mundial a Blake Snell. Crédito: Ronald Martínez / Getty Images.

La salida de Snell fue, dicho por el manager Dave Roberts y por Mookie Betts “un gran alivio”. Betts, dominado por el lanzador de Tampa en sus dos primeros turnos, fue determinante en su entrevista después de juego para la cadena FOX, sus palabras avivaron el candelero de la hoguera de Cash: “Si se hubiera quedado en el juego, podría haber lanzado un blanqueo. Esta noche vino el Cy Young Blake Snell.”

¿Es justo decir que Cash “botó la Serie Mundial” por tomar esa decisión? Mi opinión es que no, obviamente fue una decisión que no resultó, pero es imposible saber si el destino de los Rays hubiera sido diferente. No hay manera de saber si Snell seguiría con ese dominio, los bateadores también hacen ajustes. Lo que sí sabemos es que los lanzadores de los Dodgers permitieron una carrera, el cuadrangular solitario del sensacional Randy Arozarena en el primer inning ante Tony Gonsolin. Luego no pudieron ligar.

El béisbol que jugaron los Rays de Tampa los llevó hasta el sexto desafío de la Serie Mundial 2020 ante los Dodgers de Los Ángeles, estuvieron ganando 1-0, eso contra los Dodgers no suele ser suficiente.

Lo conseguido por los Rays para llegar hasta la Serie Mundial tiene mucho que ver con el uso de las nuevas estadísticas como herramienta. Es imposible que Kevin Cash y sus Rays hayan dejado en el camino a los equipos de la Liga Americana jugando únicamente con métricas. Ese béisbol tampoco existe. Decir eso es una exageración.

Llegar tan lejos fue un éxito de los Rays, producto del trabajo de toda la organización. Todos los equipos, los 30 equipos, unos con mejores resultados que otros, utilizan la “sabermetría”, es el béisbol de estos tiempos, conlleva cambios como cambios ha experimentado desde que se inventó. Los Dodgers no se han convertido en este equipo que celebra el campeonato llevándose por instintos y corazonadas, también tienen las estadísticas como base del trabajo.

Sería tremendamente injusto recordar a Cash por esa decisión de sacar a Snell, el trabajo de un manager no se reduce a un momento.

Al terminar el juego, el manager Cash declaró a ESPN: “Sentía que Blake había hecho su trabajo y un poco más. Pero Mookie Betts venía por tercera vez. Respeto y entiendo las preguntas… Blake nos dio todas las oportunidades posibles de ganar. Estuvo sobresaliente. Éstas no son decisiones fáciles. Sentía que después del sencillo de Barnes, no quería que Mookie ni Seager vieran a Blake una tercera vez.”

Kevin Cash, es inevitable, será recordado por muchos por esa decisión, otros reconocerán que con una nómina que no alcanza los 29 millones de dólares, llegó a tutearse con los millonarios Dodgers, tanto así, como para que la Serie Mundial se extendiera a 6 juegos y hay quienes aseguran que pudo haberla ganado, si no saca a Blake Snell…

Concluyo advirtiendo que si el Manager del Año de la Liga America lo gana Cash, olvide esa decisión, recuerde que los escritores votan antes de iniciarse la postemporada, y que el premio reconoce lo hecho en 60 juegos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.