Adam Eaton, de los Nacionales de Washington, reclamándole al principal, Lance Barksdale, luego de ser ponchado en el cuarto inning del quinto juego de la Serie Mundial de 2019 contra los Astros de Houston. Crédito: Win McNamee - Getty Images.

Por Daniel Álvarez – @DanielAlvarezEE

Horas antes de los juegos de exhibición del Spring Training, se empezó a probar el sistema de la zona de strike automatizada. Una corneta estaba sobre el dugout de la izquierda, donde están los Marlins de Miami, proyectando una voz que cantaba las bolas y los strikes. 

Al principio fue extraño para los presentes en el Roger Dean Stadium de Jupiter, la casa de “los peces” y los Cardenales de San Luis. Ambos clubes han podido experimentar el sistema que Major League Baseball espera implementar hacia la etapa final de los entrenamientos primaverales. 

Mike Hill, ahora Vicepresidente de Operaciones de Terreno de MLB, estuvo en el recinto para supervisar las pruebas de la nueva herramienta. Mencionó que la recepción y los comentarios recibidos hasta los momentos han sido positivos. Aclaró que el sistema que se está usando es el de la compañía Hawkeye, cuya implementación llegó en 2020, reemplazando a Trackman, que venía trabajando desde 2015 con el béisbol mayor y la creación de Statcast. 

Esta tecnología empezó a probarse en 2019 con la Arizona Fall League, con umpires detrás del home plate con un auricular que les indicaba si el pitcheo estaba dentro o fuera de la zona. “El umpire siempre va a estar presente, tendrá el apuntador que dictará la sentencia. Esa es la prueba que estamos haciendo ahora”, señaló Hill. 

Por su parte, Don Mattingly expresó su aprobación por la nueva herramienta y las pruebas realizadas. “Me gusta, es instantánea. MLB tiene unos teléfonos que muestran la ubicación exacta del pitcheo. Creo que hay pequeños detalles que trabajar y como la tecnología sigue mejorando progresivamente, creo que se hará más específico.”, dijo en rueda de prensa. El manager de los Marlins ha reiterado en distintas ocasiones estar a favor de los avances tecnológicos para el juego.

No hay espacio para los errores

La idea de implementar este sistema automatizado es eliminar por completo los errores humanos por parte de los umpires, cuya existencia viene desde la creación de este deporte y el momento en el cual se decidió poner un juez a cantar bolas y strikes.

Sin embargo, las equivocaciones pueden seguir llegando y un ejemplo claro de eso fue lo ocurrido en la Arizona Fall League del 2019 con el árbitro venezolano, José Navas, luego de ponchar al Jacob Heyward con un envío contra el suelo.

Sin el apuntador en una de sus orejas, la decisión de Navas indudablemente habría sido distinta, pero los umpires deben acatar la orden por parte del “robot”.

No se usará en 2021, al menos en Grandes Ligas

Este año no se usará la zona de strike electrónica en MLB, pero su llegada podría llegar muy pronto. Es un tema que se discutirá en la próxima negociación por el acuerdo laboral que vence al final de esta campaña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.