César Hernández celebró clasificación por partida doble

El infielder llegó a mil imparables en la MLB, al mismo tiempo que Medias Blancas se coronaron campeones del Centro en la Americana

Hernández vibró con el madero. (AP Photo/Tony Dejak)

César Hernández se ha convertido en uno de los jugadores más subestimados entre los venezolanos de las Grandes Ligas.

A la calladita, se llevó el Guante de Oro como el mejor segunda base de la Liga Americana en la contienda 2020; mientras que con su bateo, poco a poco ha ido escalando posiciones entre sus pares criollos, sin hacer mucho ruido.

Pues bien, la tarde de ayer, el nativo de Valencia tuvo dos motivos para celebrar la victoria por 7-2 sobre Indios de Cleveland.


En primer lugar, los Medias Blancas de Chicago se alzaron con el banderín de la División Central de la Liga Americana, por primera vez en 13 años. 2008 fue la última ocasión que cerraron la campaña al frente de su zona.

Segundo, el infielder tuvo tarde perfecta, al irse de 3-3 y con ello escribió su nombre en el libro de récords de los venezolanos en las Mayores, al conseguir su hit N°1000 en su carrera.


Con esta gesta, César Hernández se convirtió en el 35° criollo que logra esta cantidad de imparables en la MLB y el segundo que lo logra en esta temporada 2021, pues Salvador Pérez lo hizo a principios de año.


En la mencionada lista, el próximo rival para César Hernández será José Celestino López, quien alcanzó 1005 hits en su incursión por la MLB durante nueve años; mientras que Eduardo Escobar (990) será el próximo nativo en arribar al millar de imparables.


Miguel Cabrera es el líder de todos los tiempos con 2979 en sus 19 años de servicio.

Regreso por todo lo alto

Tony LaRussa cerró su etapa de mánager en 2011 con una Serie Mundial en San Luis.


Diez años más tarde, el miembro del Salón de la Fama decidió volver al ruedo con los Medias Blancas de Chicago y tener como mano derecha al venezolano, Miguel Cairo. Pues bien, este veterano de mil batallas, con 85 años, levantó el primer banderín de los ChiSox desde la contienda 2008, cuando Ozzie Guillén dirigía al conjunto del Sur de Chicago.


Para LaRussa este fue el primer objetivo alcanzado en la temporada, pues desde un inicio se enfocó en volver a darle una campeonato a la organización. Algo que no ocurre desde 2005, de la mano de Guillén.

Con esta clasificación de los Medias Blancas a la postemporada, se convierten en el segundo equipo en estar en la fiesta de octubre en el Joven Circuito, luego que la noche del miércoles, los Rays aseguraran su presencia en el playoff 2021.

Astros, Medias Rojas, Azulejos, Yanquis y Atléticos son los otros equipos que buscan meterse a la postemporada.

Por Víctor Boccone/En Twitter: @Vboccone

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.