Jackie Robinson fue un destacado atleta en su juventud

0

El joven Jackie sobresalió en diversas disciplinas a la par de béisbol

Jackie Robinson, atleta de Salto Largo en la Universidad de California en Los Ángeles - UCLA -. (Foto: UCLA Newsroom/Jackie Robinson Foundation)

Jackie Robinson, atleta de Salto Largo en la Universidad de California en Los Ángeles - UCLA -. (Foto: UCLA Newsroom/Jackie Robinson Foundation)

Jesús David Castellano / @_JDCastellano

Jackie Robinson se convirtió en leyenda jugando béisbol con los Dodgers. Pero, durante su juventud se le consideró un atleta élite en varias disciplinas que desarrollaron habilidades que posteriormente le dieron todo el rédito del mundo en su carrera en las Grandes Ligas. 

Dichas herramientas fueron explotadas a tal punto de convertirlo en Novato del Año en 1947, en Jugador Más Valioso de la Liga Nacional en 1949 y en un terror en las almohadillas. Muchos han leído o han visto a través de la grandiosa hemeroteca global que es internet, el robo del plato en el primer juego de la Serie Mundial de 1955 ante la betería conformada por Whitey Ford y Yogi Berra de los Yankees de Nueva York. 

Ahora bien, el primer contacto de Jackie Roosevelt Robinson con el deporte fue gracias a su hermano Mathew Robinson. “Mack” fue un gran atleta de pista y campo que formó parte de la delegación de Estados Unidos que compitió en los Juegos Olímpicos de Berlín 1936. Escoltó a Jesse Owens y ganó la medalla de plata en la final de los 200 metros planos de esos Juegos. 

“Pero lo cierto es que en quien sí impactó el triunfo de Matthew fue en su querido hermano pequeño Jackie, el cual (cinco años menor que él) contaba con diecisiete en el largo verano de 1936 y quedó feliz e impresionado con lo conseguido por Mack”, reza un extracto de un ensayo de Ramiro Blasco, titulado Mack Robinson, el origen de todo.

Recibió múltiples distinciones en cada deporte

En aquella primavera, el joven Jackie cursaba su último año en John Muir Technical High School, jugando futbol, baloncesto, béisbol y practicando atletismo. Entre sus logros ese año destacaron: 

  • Integrante del equipo estrella de béisbol del Torneo Pomona 
  • Título de Salto Largo Clase A de Southland (salto de 23’1’’ – 7.04mts -) 
  • 1er lugar en el campeonato individual junior masculino de Tenis Negro de la Costa del Pacífico 

Posteriormente, en el Pasadena Junior College, estableció un récord en Salto Largo; registrando 25’6’’ (equivalente a 7.80 metros). Además, lideró a los equipos de béisbol y baloncesto de los campeonatos de California State Junior College.

Jackie Robinson, jugando baloncesto para UCLA. (Foto: Slam Magazine)

Ya en UCLA; a donde llegó gracias a una beca, ganó premios en fútbol, baloncesto, atletismo y béisbol. Hasta ahora, es el único atleta en la historia de UCLA en ser galardonado en cuatro deportes distintos. 

“Cuanto más jugaba, mejor me volvía: en sóftbol, hardball (béisbol), fútbol, baloncesto, tenis, tenis de mesa y cualquier tipo de juego con pelota”, decía Jackie Robinson sobre los deportes de su infancia. 

Jackie Robinson, jugando fútbol americano a nivel universitario con UCLA ante Stanford. (Foto: David Kiefer, via GoStanford.com)

No obstante, es innegable volver a acotar que el talento multidisciplinario de su juventud fue clave para definir la potencia física de la que gozó durante su laureada carrera en Grandes Ligas. Adicionalmente, tuvo en su hermano un ejemplo de lucha y de no desfallecer hasta derribar las mismas barreras que derrumbó él. Por si fuera poco, logró el reconocimiento que no pudo obtener su hermano mayor.

Referencias consultadas

Sigue la cobertura en El Extrabase

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.