Bat Speed: la nueva métrica que debes conocer

0

Explicamos el ‘Bat Speed’ o velocidad del bate, la nueva métrica de Statcast que debes conocer para la evaluación de bateadores.

Giancarlo Stanton - Bat Speed

Giancarlo Stanton conecta un doble durante el noveno inning del juego del 3 de mayo de 2024 ante los Tigres de Detroit. Yankee Stadium, New York. Foto: Frank Franklin / AP).

Por José Manuel Pérez / @MQ27Outs

Denver, Colorado.– Son las más recientes métricas que salen de Baseball Savant, el sitio de MLB dedicado a entregar gratuitamente estadísticas avanzadas al público en general, las que, así como fue en el caso de las velocidades y rotación de pitcheos con Pitch/Fx y Trackman, y luego en el las velocidades y ángulos de salidas de los batazos con Trackman y Hawk-Eye, también revolucionarán la forma en que vemos, estudiamos y analizamos el juego. Se trata de las nuevas estadísticas de seguimiento del bate. El ‘Bat Speed’ es una que debes conocer.

MLB, utilizando cámaras de alta resolución Hawk-Eye instaladas en todos los parques de Grandes Ligas, ha podido medir y generar no sólo datos sobre la velocidad sino también sobre la longitud del swing.  Pero exactamente, qué es y cómo es medido.

Para empezar, el bat speed o velocidad del bate mide qué tan rápido se mueve el centro del mazo del bate, unas 6 pulgadas (15 centímetros) por debajo del tope, al momento en que  ocurre el contacto.

Hacer swing rápido es de vital importancia porque puede determinar qué tan veloz saldrá la pelota tras hacer contacto y, en términos generales, entre mayor velocidad de salida mejores resultados.

De acuerdo con estudios realizados por el Dr. Alan Nathan, Ph.D. en Física que ha dedicado años de carrera en investigaciones sobre la “Física de la pelota”, una milla por hora más de Velocidad del bate se puede traducir en 1.2 MPH más de velocidad de salida y en unos 7 pies de distancia en una bola conectada por el aire, es decir, la diferencia entre un elevado a la zona de seguridad y un cuadrangular.

En otras palabras, más velocidad del bate es igual a más poder.

Swings 60-70 MPH = 84.8 MPH EV, .225 AVG, .292 SLG, 24.1% Hard-Hit%, 2.0 Barrel%

Swings 70-75 MPH = 90.1 MPH EV, .259 AVG, .423 SLG, 43.1% Hard-Hit%, 7.9 Barrel%

Swings 75-80 MPH =  93.2 MPH EV, .303 AVG, .583 SLG, 51.8% Hard-Hit%, 13.9 Barrel%

Swings +80 MPH =  93.9 MPH EV, .331 AVG, .674 SLG, 53.0% Hard-Hit%, 17.3 Barrel%

Aunque evidentemente el bat speed no lo es todo, tanto los equipos, como scouts, coaches y, sobre todo, bateadores saben de su importancia y han estado en busca de ello desde hace mucho mucho tiempo. 

Mookie Betts, por ejemplo, fue a Driveline, el centro independiente de entrenamiento que usa tecnología avanzada para ayudar en el desarrollo de peloteros, en la temporada muerta previa a 2023 para someterse a un régimen de entrenamiento en “Bat-Speed” y los resultados no pudieron ser mejores. Terminó con tope personal en barrels y cuadrangulares y con el segundo mejor Slugging de toda su carrera, .579.

De acuerdo con MLB, el swing promedio es de 72 MPH siendo que existe una distancia de 20 MPH entre el más lento, Luis Arraez (62 MPH) y el más rápido, Giancarlo Stanton (81 MPH). 

Entre los líderes en Bat Speed promedio tenemos a los siguientes peloteros, varios de los que muestran más poder:

Y entre los rezagados vemos otros nombres que, con algunas excepciones, basan su juego en el contacto y en la capacidad de esparcir líneas por todo el campo para alcanzar el éxito ofensivo. 

También en la página podemos encontrar estadísticas como la tasa de Swings Rápidos, o el cociente entre el número de Swings a más de 75 MPH sobre el total de swings realizados. Stanton vuelve a estar en lo más alto de esta tabla con 98% mientras que Bryson Stott aún no ha hecho swing a una velocidad arriba de ese umbral sobre 183 totales.

Pero Savant, además de la velocidad del bate, enseña cuál es la distancia que recorre el swing hasta el punto de impacto (Swing Length). Un Swing largo como el de Aaron Judge recorre 8.1 pies desde que lo inicia hasta que hace contacto con la pelota mientras que otro corto como el de Steven Kwan apenas cubre 6.4 pies.

Bateadores con Swings más largos tienden a generar mayores velocidades de bate y en consecuencia mayores velocidades de salida pero en detrimento de sumar más swings en blanco (Whiffs)

Javier Baez tiene uno de los swings más rápidos del béisbol, de hecho, la velocidad de su swing es igual a la de Shohei Ohtani, pero su swing es el más largo y descontrolado, con lo cual, unido a su muy pobre reconocimiento de la zona de strike, lo lleva a abanicar envíos a una tasa elevadísima (aunque en este momento exhiba el mejor porcentaje de strikes tirándole de toda su carrera).

Del lado opuesto tenemos a Luis Arraez, el Rey del Contacto. Su swing además de lento es el más corto de la liga, lo que lo ayuda en su capacidad única de ajustar y colocar el centro del bate sobre la pelota constantemente tal como lo indica su tasa de Squared-Up. 

Squared-up es otra nueva métrica de Statcast, y esta no es más que el número de contactos que alcanzan al menos el 80% de la potencial máxima velocidad de salida basado en la combinación de velocidad del swing y velocidad del pitcheo. Y eso sólo se logra conectando la bola en el centro del bate. Nadie ha logrado más batazos de este tipo que Arraez, mientras que toleteros como Brett Baty han tenido problemas para acumularlos pues apenas el 18% de sus contactos pueden entrar en esta categoría.

Pero esta métrica no hace distinción en el bat speed, se pueden sumar squared-up con una velocidad de bate tan baja como la del venezolano, pero si queremos combinar bat speed y squared-up, entonces tenemos que usar el Blast que, de acuerdo con MLB, sólo se consigue cuando el promedio entre la tasa de squared-up y velocidad de bate es igual a 82. Por ejemplo, el promedio de un Squared-up de 94% y una velocidad de bate de 70 MPH es 82, lo que calificaría como un Blast.

Los Blasts en esta temporada promedian, .546 AVG y 1.116 SLG, y entre los que destacan tenemos a otro venezolano, William Contreras con 54 de estos batazos para un 34.5% seguido por dos de los mejores bateadores del beisbol, Juan Soto y Shohei Ohtani. Mientras que del otro lado del espectro vemos ya nombres no muy atractivos como Nicky Lopez o Nick Ahmed.

Se supone que a mayor velocidad del swing, mayor será el porcentaje de swings en blanco, sin embargo, hay 3 bateadores que combinan una velocidad del bate promedio arriba de las 75 MPH y un WHIFF% (swings en blanco/swings realizados) menor al 20% (promedio de la liga es 24%) y estos son Mike Trout, Yordan Alvarez y Juan Soto (¡vaya lista!).

Soto siempre ha sido reconocido por su excepcional disciplina en el plato, acumulando más de 130 boletos en las últimas 3 campañas completas, pero esto demuestra que el dominicano está a otro nivel pues ahora podemos saber que no sólo es uno de los bateadores que menos swings hace a pitcheos fuera de la zona, sino que además tiene uno de los swings más rápidos (10mo), extrae cerca del máximo potencial en la mayoría de sus contactos (segundo en “Squared-up %” y “Blasts %”) haciendo swings rápidos en más de 2 tercios de las oportunidades, la 7ma más alta, y manteniendo tasas élites de contactos arriba del 80%. Tal vez, ¿la combinación perfecta como bateador?. Al menos con los datos que ahora tenemos sí que lo es.

Todavía queda mucho que revisar y diseccionar de todo esto que nos acaba de regalar MLB. La data es sólo de 2024 y a medida que vayamos sumando más información en los próximos años mejores y más concretas conclusiones iremos alcanzando pero esto es evolución, algo que cambiará por completo la forma en que se evalúan a los peloteros, así como lo ha sido la velocidad de salida, los barrels o el spin rate.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.